El Colegio La Encarnación forma parte de una gran familia religiosa, el Instituto de las Hijas de María Auxiliadora (FMA) nacido del corazón de Santa María Mazzarello, quien a su vez se inspiró en San Juan Bosco (ambos educadores santos del Norte de Italia).

Las Hijas de María Auxiliadora están presentes en todo el mundo e insertas en la Iglesia local, expresando su ciudadanía activa en la cultura de hoy.

¿Qué pretendemos?

Somos una comunidad educativa con ideario Cristiano basada en las enseñanzas, experiencias y sistema preventivo de S. Juan Bosco, para formar honrados ciudadanos y buenos cristianos.

• Dirigimos nuestra labor educativa a alumnos de Educación Infantil y Educación Primaria, dando respuesta a la diversidad.
• Buscamos su preparación intelectual, afectiva y moral para facilitar su pleno desarrollo personal y social.
• Queremos personalizar las relaciones educativas con una presencia activa y cercana de los educadores hacia los alumnos.
• Pretendemos que nuestra labor educativa tenga continuidad más allá de la etapa escolar, ofreciendo a los jóvenes los cauces de acercamiento necesarios.
• Queremos conseguir una comunidad educativa que viva en un ambiente de familia salesiana comprometida y participativa.

¿Cómo lo hacemos?

• Tenemos una metodología abierta y flexible que promueve aprendizajes significativos integrando en cada momento los avances pedagógicos a través de la formación permanente del profesorado.
• Ofrecemos a los miembros de la comunidad educativa una formación humana, cristiana y salesiana abierta a las nuevas sensibilidades y necesidades sociales mediante el dialogo y la razón.
• Satisfacemos necesidades de tiempo libre y ocio en asociaciones juveniles e infantiles.
• Favorecemos la colaboración y la participación de las familias de nuestros alumnos en las actividades del centro, con el respaldo de los valores promovidos desde el centro.
• Apostamos por el trabajo en equipo y el uso de las nuevas tecnologías de forma coordinada con las distintas instituciones educativas.

¿Con qué lo hacemos?

• El Sistema Preventivo como estilo educativo propio basado en: Razón, Religión y Amor.
• Ambiente educativo caracterizado por: espíritu de familia, clima de alegría, sentido de fiesta, imaginación creativa, apertura de la interculturalidad, respeto, trabajo, disciplina e individualización de la enseñanza.
• Un equipo humano altamente capacitado en lo profesional, comprometido con la educación e identificación con el Proyecto Educativo.
• Un constante afán de mejora y renovación.
• Vivencia y celebración gozosa de la fe en Jesús.